Saxenda: ¿inyecciones para adelgazar rápido?

saxenda
¿Qué es Saxenda? ¿Son inyecciones para adelgazar rápido? ¿Cuánto tiempo se pueden usar? ¿Tiene efectos secundarios? ¿Existe efecto rebote? ¿Cuál es su precio? Te informamos de este fármaco que se ha puesto muy de moda.
Índice de Contenidos

Inyecciones para adelgazar

Últimamente, hemos oído hablar mucho sobre fármacos para adelgazar rápido y entre ellos encontramos Saxenda o liraglutida. Estos fármacos no deben ser usados a la ligera y sin otras pautas adicionales como dieta adecuada, prescripción de ejercicio y modificación de los hábitos diarios.

Saxenda y otros fármacos para adelgazar no son la solución mágica para la pérdida de peso, sino una herramienta más que debe valorarse individualmente por un endocrino.

Saxenda son unas inyecciones de aplicación diaria por vía subcutánea (nunca por vía intravenosa o intramuscular), que se inyectan en el abdomen, en la parte superior del brazo o en el muslo, preferiblemente a la misma hora cada día, de forma similar a la insulina.

Este medicamento para tratar la obesidad se dispensa por prescripción médica, y entre sus efectos, aumenta la sensación de saciedad, actúa sobre el apetito y ralentiza el vaciado del estómago.

¿Qué es Saxenda?

El principio activo principal de cada inyección de Saxenda es liraglutida, una especie de hormona natural denominada péptido-1 que actúa en el sistema digestivo y en nuestro cuerpo tras la comida. Estas inyecciones para adelgazar actúan en el cerebro para que la persona se sienta saciada y menos hambrienta tras actuar en los receptores del apetito, con el resultado de que el paciente come menos y esto le ayuda a perder peso.

A nivel del estómago las sensaciones son similares a comer comidas de mayor tamaño al verdaderamente ingerido y sensación de digestiones más lentas.

inyecciones para adelgazar

¿Cómo funciona Saxenda?

Es importante señalar que Saxenda se combina con dieta equilibrada y ejercicio físico, para notar los resultados de pérdida de peso.

El médico prescribirá Saxenda tras estudiar el caso, generalmente a personas adultas de más de 18 años cuyo Índice de Masa Corporal (IMC) indique obesidad o bien sobrepeso grado 2.

Se reseña a aquellos pacientes que tengan problemas de salud derivados del sobrepeso, como puede ser la diabetes, tensión alta, niveles altos de grasa en sangre o patologías respiratorias incluyendo la llamada apnea del sueño.

El uso de Saxenda requiere de un seguimiento con su médico endocrino, que valorará los resultados tras varias semanas de tratamiento. Si no se ha perdido aproximadamente el 5% del peso inicial tras unas 12 semanas de tratamiento, el médico determinará la continuación o no del tratamiento.

Saxenda también se puede prescribir a pacientes a partir de los 12 años de edad que hayan sido diagnosticados de obesidad por el endocrino o cuyo peso corporal supere los 60 kg. Para estos niños y adolescentes se prescribe igualmente en combinación con una dieta saludable y ejercicio prescrito por su médico. Si tras 12 semanas de tratamiento el menor no ha perdido al menos el 4% de su IMC inicial, será el endocrino quien decida si el tratamiento se interrumpe.

Saxenda: antes y después, opiniones de pacientes

Las opiniones de los pacientes tratados con Saxenda son muy positivas de manera general. El tratamiento con Saxenda no consiste únicamente en unas inyecciones para adelgazar rápido: es el cambio de un estilo de vida donde, bajo el acompañamiento y supervisión de un médico, vas a crear una combinación de buenos hábitos en tu alimentación, acompañado de la realización de ejercicio físico diario. Con el apoyo de las inyecciones de Saxenda se pueden alcanzar objetivos de perder peso de una manera constante y tratando de evitar en un futuro el temido efecto rebote.

Saxenda efectos secundarios

Entre los efectos secundarios descritos entre algunos pacientes de Saxenda, podemos señalar los siguientes:

Muy frecuentes:

  • Sensación de náuseas, vómitos, diarreas o por el contrario estreñimiento, así como dolor de cabeza. Estos efectos secundarios se alivian tras los primeros días o semanas de tratamiento.

Frecuentes:

  • Relacionados con el aparato digestivo como puede ser la gastritis, indigestión, ardor de estómago, hinchazón y gases (flatulencias y/o eructos), sequedad de boca y alteración del sentido del gusto, entre otras.
  • Cansancio, debilidad y/o mareos.
  • Cálculos biliares.
  • Derivadas de las inyecciones, pueden producirse ciertos efectos en la zona donde se inyecte el tratamiento, con la aparición de moratones o sarpullidos y un cierto dolor o la sensación de picor.

Poco frecuentes:

  • Deshidratación que en parte puede ser debido a los vómitos y/o diarreas que ocurren al principio del tratamiento.
  • Malestar general.
  • Pulso más rápido de lo habitual.
  • Reacción alérgica, también producidas en la piel.
  • Aumento de los niveles de lipasa y amilasa (enzimas pancreáticas)..

En pocas ocasiones ha habido notificaciones de reacciones alérgicas graves entre los pacientes en tratamiento con Saxenda. En todo caso, si nota síntomas como hinchazón en el rostro y garganta, dificultades respiratorias y palpitaciones, debe acudir al médico inmediatamente.

Respecto a la inflamación del páncreas (pancreatitis), ha sido muy poco frecuente la notificación de esta enfermedad. En todo caso, y dado que es una enfermedad grave y potencialmente mortal, es importante que deje las inyecciones de Saxenda y consulte a su médico si nota un dolor intenso que vaya desde el estómago a la espalda, además de náuseas y vómitos que pueden ser síntomas de una pancreatitis.

inyecciones para adelgazar rapido

Saxenda: cuánto tiempo usarlo

Se recomienda un uso de 6 a 12 meses continuados. Sin embargo, hay estudios que lo continúan más tiempo.

Siempre tiene que tenerse en cuenta la adherencia al tratamiento para suspenderlo antes (tanto económica como por efectos secundarios)

Saxenda: rebote tras suspender el tratamiento

El rebote tras el uso de Saxenda es un problema que va a existir y sobre el que el médico tiene que informar al paciente. Al no tener en nuestro cuerpo el efecto del fármaco, vamos a notar un mayor apetito y puede que una mayor ansiedad por la comida. Esto puede provocar un aumento de peso tras el uso de Saxenda.

Hay que incidir en que el tratamiento con Saxenda siempre tiene que acompañarse de un planning dietético y una modificación del estilo de vida del paciente.

Saxenda precio

El precio del tratamiento para un mes de las inyecciones para adelgazar puede variar de una pauta a otra, pero su precio ronda alrededor de los 200€- 300 €. Según la dosis administrada al día, te saldrá más o menos caro. A menos dosis necesitada, más te durará el tratamiento.

Saxenda es un medicamento no financiado por el Ministerio de Sanidad y es necesaria la prescripción médica para que lo dispensen en la farmacia.

Saxenda prospecto

Si estas inyecciones para adelgazar le han parecido interesantes, pero aún así tiene alguna duda, puede acceder al prospecto de Saxenda aquí.

Joaquín Puerma Ruiz
Joaquín Puerma Ruiz

Médico especialista en Endocrinología y Nutrición

Facebook
Twitter
LinkedIn
Telegram
WhatsApp

El hipotiroidismo: aprende a conocerlo

Únete a mi comunidad de salud por email​

Una guía sobre hipotiroidismo del doctor Joaquín Puerma Ruiz, adaptado para público general y otros profesionales sanitarios.

Únete a mi comunidad de salud por email​

¿Quieres recibir de forma periódica soluciones para modificaciones de hábitos de vida y otros materiales útiles para ti?

Últimas entradas del blog

Servicios de la Clínica de Joaquín Puerma

endocrino online

Endocrino Online

Un endocrino online es un médico que se especializa en tratar todas aquellas enfermedades y trastornos originados por cualquier alteración hormonal, metabólica, además de problemas que afectan la nutrición, de manera digital.

nutricionista online

Nutricionista Online

Un nutricionista online es un especialista en alimentación y nutrición, que tiene un título universitario que así lo atestigua. El fin de un nutricionista es que sus pacientes tengan un estilo de vida más saludable desde la alimentación.